fbpx

Lichis, volando libre

por | 20 enero 2015 | Cultura pop

Poeta urbano de callejones mojados. Artista ambulante de acordes canallas y desobedientes. Prestidigitador elegante de las buenas melodías y las Bellas Artes. Buscador constante de nuevas mentiras sinceras. Atleta sin miedo a defraudar. En ocasiones un pésimo amante. Escritor incansable de las verdades ajenas.

lichis-en-valencia-loco-clubConsciente de las balas que llevan su nombre. Instrumentista guerrillero donde no hay reglas. Aquí todo vale. Un trovador maldito. Donde nadie encuentra, él crea. Cuando las cosas van mal, más vale tenerlo cerca.

Miguel Ángel Hernando, “Lichis”, nacido en Barcelona y criado desde pequeño en Moratalaz (Madrid) es uno de esos tipos con los que a uno le gustaría salir a tomarse unas cervezas, y algo más que unos tragos, cualquier día de esos en los que uno necesita un buen abrazo y un poco de alegría para rebajar la mezcla.  No se dedica a hacer canciones, crea armas tan peligrosas como las cargadas de conciencia, pasión y crueldad, tan real como una pistola en manos de un niño.

A pesar de haber estado pasando por varias etapas de creatividad, problemas personales y jugando con un poco de todo lo musical que se ha cruzado en su camino como fue La Pandillla Voladora hace unos años, Alcohol Jazz y alguna que otra formación que le hace sentir bien por el amor a las tablas, nunca se apartó de su lado cabrón, que es el que le da rienda suelta a las canciones que durante años ha ido tejiendo con la lana que esquilaba de sus entrañas para crear una discografía apasionante, de la que confío en no equivocarme si digo que no hay otra igual o parecida.

Siempre ha tenido un estilo excesivamente personal y aún así, ha conseguido entrar en la sangre y el carácter de miles y miles de personas. Y digo carácter porque no hay canciones cariñosas porque sí, algunas hay, por supuesto, pero siempre impregnadas de una realidad, cierta fiereza y cruda sensibilidad que hacen de su manera de ver el amor y el odio algo tan real como humano, y eso compañeros, hoy en día es más que necesario.

Muchos de vosotros, cuando oye hablar de Lichis o de su Cabra Mecánica, recordará aquellos éxitos que lo dieron a conocer hace unos cuantos años como fueron “No me llames iluso”, “La lista de la compra”, “Felicidad” y alguno más. Bien, olvidaos de ellos ya. No esperéis una presentación de temas comerciales al uso para salir en cualquier anuncio de televisión, lleva años, desde su “Hotel Lichis”, alejándose de todo lo comercial y creando lo que yo llamo, discos con cojones. Encerrándose tantas horas como tiene el día en locales de ensayo para encargarse íntegramente de todo lo que se puede crear sonoramente en un disco y así hacerlo desde lo más profundo del corazón en días de lluvia y calor.

Y por fin, después de idas y venidas, este próximo viernes 23 de enero viene a presentarnos su último disco titulado “Modo Avión” en el Loco Club. Un trabajo considerado por los mejores compañeros de profesión como Ariel Rot, Calamaro, Bunbury, Quique González, Leiva y demás personajes, como uno de los discos del año. Cabe mencionar temas como “Tal vez Buenos Aires”, “Casi rockanroll”, “Modo avión” o la felizmente melancólica “Salir a asustar”, para darse cuenta de que este disco va a marcar una etapa en tu monótona vida, por lo que deberías no falta a un evento tan especial, y si no es así, una de las canciones de Lichis tiene la más directa de las contestaciones: “Que te follen”.

Suscríbete al boletín mensual

El podcast de Beat València

Así suena València en primavera

Artículos relacionados

Pin It on Pinterest