Los Chicos, viviendo en la era de la estupidez

por | 12 mayo 2015 | Cultura pop

No se prodigan demasiado por estos lares, pero lo cierto es que Los Chicos no dejan nunca los escenarios demasiado lejos. Y es que regresan de una gira que les ha llevado a diferentes puntos de la geografía australiana. Desde que empezaron hace quince años, los de Madrid se han caracterizado por practicar rock´n´roll socarrón allende los mares, primitivo y con ciertos paralelismos con bandas de corte garajero, pero con amplitud de miras.

los-chicos-valencia

Llevando su propuesta cada vez más allá en cada disco, sin obviar su carácter gamberro en la línea del mejor pub-rock, cada vez más presentes Dr. Feelgood o Flamin’ Groovies, y abiertos a otros elementos de carácter festivo, pero directo, tales como el punk-rock o el soul. Una suerte de rock ajeno a la idiosincrasia que predomina en la escena, huyendo de clichés, y con la máxima de la diversión, y después la pose y el postureo.

A pesar de los años que llevan en activo, no son muy de derrochar en exceso en cuanto a grabaciones. En 2013 editaron su quinta referencia, In the Age of the Stupidity, tal vez un homenaje o un guiño en el título a uno de sus discos de cabecera, el célebre Stupidity de Lee Brilleaux y compañía. Un álbum en el que Mike Mariconda (Devil Dogs) se encarga de la producción, y vive Dios que se nota, dejando constancia en el sonido de la crudeza de sus directos. Se asoman además dos de las guitarras autorizadas del rhythm and blues patrio: Hendrik Röver (Los Del Tonos) y Josele Santiago (Los Enemigos), que junto a Guille Goverment y Javi Fumestone completan la nómina de colaboraciones. En media hora se despachan con doce canciones, cerrando el disco una castiza y festiva, coros “hooligan” incluidos, “One bourbon, one scotch, one beer, one wine”, toda una declaración de intenciones a golpe de mensaje borrachuzo desinhibido. Así lo expresan Los Chicos: un disco que incita como nunca a bailar, a saltar, gritar, cantar y emborracharse. Si es así, algo tendremos que hacer al respecto.

Artículos relacionados

Pin It on Pinterest